subscribe: Posts | Comments

Casa familia

Un lugar de encuentro

En casa Marcelino Pan y Vino, los niños encuentran un lugar y una oportunidad para encontrarse con ellos mismos y con los demás. Un lugar en donde pueden compartir no solo sus problemas sino también sus ideas y valores humanos, en donde los niños y jóvenes se confrontan para conocerse a sí mismos mas a fondo y resolver las dificultades de su vida.

La Casa Marcelino Pan y Vino, una casa de inspiración cristiana, quiere ser un punto de partida, un lugar en donde sea posible vivir la fe en comunidad, descubriendo la dignidad de cada uno como hijos de Dios.

Una escuela para los NATs

Los niños y adolescentes que asisten a Marcelino Pan y Vino son en la mayoría trabajadores que entienden la importancia de una correcta educación cuando se crece para llegar a ser parte de una sociedad, así que no la descartan a pesar de su difícil situación.

El sistema educativo de la región no cuenta con un buen programa que tome en cuenta la situación real de los NATs, por lo cual los educadores en Marcelino Pan y Vino han organizado un programa extra escolar en una biblioteca dirigida por algunos jóvenes, en donde los NATs pueden acceder a libros que de otra manera seria imposible para ellos, debido a los costos de los mismos.

El ideal sin embargo, es la apertura de una escuela especial para los NATs con un horario acomodado a sus necesidades y profesores sensibles a sus problemas; una escuela en la cual no se sientan discriminados sino aceptados por lo que son.

Biblioteca

Un servicio para la comunidad entera de Huamachuco; se da todos los días en dos turnos que hacen dos adolescentes de la casa.

Cuidados

El hambre es un problema frecuente entre los NATs quienes usualmente no pueden asegurar ni una sola comida al día. En Marcelino Pan y Vino se les provee con sustanciosas comidas y la cocina es atendida por algunas de las madres de estos niños.

Salud e higiene

Marcelino Pan y Vino cuenta con un programa educativo de salud e higiene, que les permite a los niños ser promotores de salud. Además, se cuentan con un servicio de primeros auxilios y la oportunidad de una revisión médica anual para cada pequeño.

Deportes y actividades recreativas

Sabiendo la importancia de las actividades recreativas en el crecimiento de los niños y adolescentes, Marcelino Pan y Vino dedica una gran parte de tiempo y espacio para el deporte y la recreación, entre ellos volleyball, soccer, cursos de danza, fiestas de cumpleaños, viajes, actividades en la biblioteca y juegos.

Laboratorios artesanales

Con la ayuda de un profesor los niños realizan pequeños productos artesanales (tarjetas y artesanía tradicional) destinados a la venta en Italia a través de la cadena de comercio justo y solidario.

El grupo juvenil

Aunque el “Proyecto Amigo” esta dirigido a niños y jóvenes de una cierta edad, algunos de ellos cuando la sobrepasan, continúan asistiendo a la casa Marcelino Pan y Vino, organizando diferentes actividades de apoyo, reuniones y encuentros con grupos pastorales juveniles.

Escuela para los padres

Teniendo en cuenta la importancia que tiene el trabajar con los padres de los NATs para así transmitirles también a ellos el mensaje educativo y la nueva filosofía de vida, Marcelino Pan y Vino organiza reuniones periódicas, en las cuales padres y madres tienen la posibilidad de confrontarse. A menudo, es esta la única ocasión en la cual ellos pueden hablar de sus problemas y carencias.

OFICINA PARA LA DEFENSA DE LOS DERECHOS DE LOS NATs

Se llama DEFENATs la oficina para la defensa de los derechos de los niños trabajadores. Se ofrecen diversos servicios de promoción y protección contra el maltrato, el abandono y el abuso.